Premian a ganadores del quinto concurso de interpretación del Himno Universitario

Comparte y dale me gusta

*La función de un himno “es identificar y unir entre sí a quienes lo interpretan y, en particular, este concurso es uno de los proyectos más nobles y generosos que tiene nuestra universidad porque fomenta esa unidad y los valores positivos”: representante del rector.

El pasado viernes, con la entrega del premio al primer lugar que ganaron alumnos del Bachillerato 27 de Manzanillo, concluyeron las actividades del Quinto Concurso de Interpretación del Himno Universitario que organiza la Universidad de Colima. El premio, además, fue para el profesor de música Germán Irineo Ángel Hernandez y para el director de ese plantel, Héctor de Jesús Bibriesca Pérez.

También recibieron premio los ganadores del segundo lugar: el coro de la Facultad de Ciencias de la Educación, su maestro de música Luis Eduardo Quintero Corona y la directora del plantel, Rossana Tamara Medina Valencia, así como alumnos del Bachillerato 17 de Villa de Álvarez, su profesor de música, Tiburcio Negrete Vicente y el director de ese plantel, José Antonio Perea Uvalle, por haber obtenido el tercer lugar.

En la ceremonia, realizada en el auditorio de Enfermería del campus central, también recibieron reconocimiento los integrantes del jurado: los maestros Jaime Ignacio Quintero Cotona, autor y compositor del Himno Universitario y Gabriel Frausto Zamora, así como la coordinadora general de Comunicación Social de la Universidad de Colima, Vianey Amezcua Barajas.

En representación del rector José Eduardo Hernández Nava estuvo la delegada de Colima, Priscilia Juliana Álvarez, quien dirigió un emotivo mensaje a los estudiantes.

Ella les dijo que, “pareciera que en tiempos de modernidad y tecnología digital hay personas a las que un himno les parece algo sin sentido o intrascendente. Sin embargo, estoy convencida que hoy, más que en otras épocas, se vuelve necesario tener algo que nos una como comunidad en torno a una misma visión y objetivo”.

Añadió que la función de un himno “es identificar y unir entre sí a quienes lo interpretan y, en particular, este concurso es uno de los proyectos más nobles y generosos que tiene nuestra universidad porque fomenta esa unidad y los valores positivos”.

El sentido de pertenencia, comentó, “es fundamental para nuestra institución porque nos identifica como grupo, como una comunidad que comparte los mismos valores y que busca aportar al desarrollo y bienestar de la sociedad”

Priscilia Álvarez aclaró que un concurso como éste, “que premia los valores que nos unen y que nos dan cohesión como universitarios, es algo que debemos seguir apoyando y estimulando, por el bien de la propia Universidad y de los jóvenes que se forman en ella”.

Dio a conocer, además, que el concurso ha generado una mejor interacción entre los jóvenes de distintos campus y despertado en ellos el gusto por la música y las artes.

Desde sus inicios, señaló, el concurso del Himno Universitario se propuso fomentar la identidad, el sentido de pertenencia a la Universidad y valores como el respeto, tolerancia y La Paz.

En su quinta edición, por primera vez se incluyó en la convocatoria al nivel superior y se hizo partícipe a toda la comunidad universitaria.

El concurso se dividió en tres etapas: en la primera, cada plantel definió su coro, en la segunda se eligieron 22 coros de bachillerato y dos de licenciatura y en la tercera se seleccionaron los finalistas.

Estuvieron el en presidum: Fernando Macedo, coordinador general de Extensión; Eduardo Monroy, coordinador general de Docencia y Joel Nino, presidente de la FEC.

Comparte y dale me gusta
TE PUEDE INTERESAR:  Fomenta CEDEFU tradiciones mexicanas en asilos de Colima
⇓⇓DEJA TU OPINIÓN⇓⇓
⇓⇓Te puede interesar:⇓⇓