Convive rector con alumnos, docentes y trabajadores del campus Manzanillo

Comparte y dale me gusta

*“La vida de la Universidad está en sus planteles, no en las dependencias, por lo que los alumnos y docentes son lo más importante de la institución”: Christian Torres Ortiz.

La mañana de este lunes, Christian Jorge Torres Ortiz Zermeño, rector de la Universidad de Colima, visitó los campus El Naranjo y el que se ubica en el Valle de las Garzas, ambos en Manzanillo, para conversar con estudiantes, docentes, administrativos y trabajadores de servicios generales sobre el regreso gradual y presencial a las aulas, sobre los laboratorios y talleres, y para pedirles a todas y todos seguir cuidando los protocolos de seguridad sanitaria con el fin de que pronto más estudiantes puedan regresar a los campus.

Durante el recorrido, el rector también pidió a los jóvenes que no abandonaran sus estudios, “a pesar de los meses tan complejos que estamos viviendo por la pandemia”.

“La vida de la Universidad -agregó- está en sus planteles, por lo que los alumnos y docentes son lo más importante de la institución”, y reconoció además el tiempo y trabajo dedicado para que las clases siguieran impartiéndose, a pesar de los problemas que trajo la COVID-19; “el que la Universidad pueda llegar a este momento, de poder convocar a clases presenciales, se debe en un altísimo porcentaje a su compromiso con su universidad”

TE PUEDE INTERESAR:  En regreso presencial, UdeC privilegiará cuidado de la salud y derecho a la educación

Sofía Cruz, alumna de Ingeniería en Software, comentó que “ya era hora de que regresáramos, porque la educación en línea nos estaba afectando un poco, y el estar ya todos juntos, conviviendo, es importante para aprender bien”. Sobre el rector, dijo que “me inspiró mucha confianza; me gusta que haya venido y que interactúe con los jóvenes”.

Por su parte, José Miguel Barragán, jefe de Servicios Generales El Naranjo, habló de lo complicado que ha sido conservar las instalaciones durante la pandemia, con grupos reducidos de trabajadores, pero que pese a todo lograron cumplir con su trabajo. En cuanto a los alumnos, dijo que “nos da gusto tenerlos de nuevo, ver todo vivo, gente circulando”.

Gabriela Elizabeth compartió que este lunes tomó una clase presencial y que había aprendido “mucho más que en línea” y los jóvenes Juan Daniel y Édgar Teherán agradecieron el regreso a las prácticas, que son de gran utilidad para su carrera. Los tres estudian la carrera de Ingeniería Oceánica.

Jaqueline Bautista, en entrevista, dijo que este regreso “me pareció perfecto, ya extrañaba venir a las instalaciones y ver a mis compañeros”, y Cecilia Malagón agregó que “este regreso presencial es algo bueno y que la Universidad ha llevado correctamente”. Ambas estudian la carrera de Contabilidad y Administración.

TE PUEDE INTERESAR:  Analizan modelo educativo de la Universidad de Colima

Juan José Jiménez, Javier Quiñónez y Édgar Gustavo Serrano, los tres de Ingeniería en Tecnologías Electrónicas, agradecieron este regreso, sobre todo porque están utilizando los talleres y ya se están poniendo al corriente en sus estudios. Ellos hablaron de un proyecto que realizan “para impulsar el desarrollo de la sociedad mediante la ingeniería y las matemáticas puras”. Trabajan en una terminal que sirve para recopilar opiniones acerca de algún servicio, sobre todo en comercios, en la que utilizan tecnología Wifi con la que se puede alimentar un servidor en la nube, y en la que el dueño del dispositivo puede conocer y estar monitoreando la opinión de sus clientes para implementar los cambios necesarios.

Héctor Fernando, alumno de Ingeniería en Mecatrónica, comentó que veía lejos el regreso a clases presenciales, por lo que le dio gusto volver a las aulas. Destacó la visita del rector, “que bueno que visite cada facultad y pueda conocer a los alumnos, se siente muy cercano”.

TE PUEDE INTERESAR:  Comparten académicos logros y desafíos durante la pandemia

Efraín Villalvazo Laureano, profesor, comentó que ve a los estudiantes “muy motivados; se ha hecho mucho esfuerzo en línea, pero no hay como hacerlo de manera física, sobre todo en temas como la mecatrónica o la electrónica, que requieren de un laboratorio donde pueden hacerse mediciones, pruebas y los ensayos necesarios para los proyectos de trabajo”.

Noema Larios, directora del Centro Universitario de Bellas Artes de Manzanillo, comentó que ya están trabajando en el área de danza de manera presencial, sobre todo en ballet folclórico y clásico y que a partir de este lunes habría clases presenciales de violín y piano, “es un ambiente de mucha alegría, la gente ya quería estar viviendo de nuevo esta experiencia”.

Por último, María del Carmen Sánchez, docente de Gastronomía, compartió que la presencialidad es algo esencial en esta carrera; “a los alumnos les ha beneficiado el compartir, el convivir, aprender y vivir la experiencia, sobre todo en la cocina, pues no es lo mismo que lo estés viendo en la pantalla de la computadora que hacerlo de manera directa”.

Comparte y dale me gusta