En 7 años no se ha logrado que todas las escuelas de Colima tengan presupuesto para contar con un departamento o profesionista de trabajo social y psicología

Comparte y dale me gusta

A siete años de que Colima fue pionero como estado en contar con una ley para que de forma obligatoria todas las escuelas de educación básica cuenten con un departamento, o al menos un profesionista, de trabajo social y psicología, aún no se logra que se dé suficiente presupuesto para que esto sea una realidad.

Ana Cecilia García Luna, presidenta del Colegio de Trabajo Social del Estado de Colima, explicó que por ello siguen buscando los medios para que todos los planteles puedan contar con este servicio.

“La ley dice que, en el área básica de educación, estamos hablando de preescolar, primaria y secundaria, como mínimo, se tenga un departamento o por lo menos una persona profesional en el área de trabajo social”, detalló.

Lamentó que otra de las inconveniencias es que en las escuelas donde se ha logrado esta área, no tienen a trabajadores sociales o psicólogos, sino otro tipo de profesionistas, por lo que también piden que se respete el perfil establecido en la ley, como fue establecido.

Antes de dicha reforma, era opcional contar con un departamento de trabajo social y psicología en los planteles de educación básica y no se disponía presupuesto para ello, sin embargo, con la aprobación de la misma ya se establece la obligación de otorgarlo, pero no se ha logrado al 100 por ciento.

Esa iniciativa fue presentada en la LVIII Legislatura, el 2017, por la diputada del PRI, Juana Andrés Rivera, luego de que, en un colegio de Nuevo León, un menor disparó en contra de sus compañeros y su maestra, para después quitarse la vida, lo que formó parte de la iniciativa, como antecedente de la misma.

Comparte y dale me gusta