La mejor herencia que podemos dejar a hijos e hijas es la educación: Ana Laura Estrada

Comparte y dale me gusta

*Egresaron 89 jóvenes del Bachillerato 10, escolarizado y semiescolarizado, en Manzanillo.

Esta semana, la Universidad de Colima (UdeC) entregó 89 certificados a las y los estudiantes de la generación 2021-2024 (escolarizado) y 2022-2024 (semiescolarizado) del Bachillerato 10. Este evento se realizó en el auditorio principal del Centro de Tecnología Educativa del campus El Naranjo.

La entrega de certificados se realizó en dos distintas ceremonias. Primero recibieron su certificado 72 estudiantes del bachillerato general escolarizado y después las y los 17 en modalidad semiescolarizada, con especialidad de Técnico/a en Contabilidad.

Ana Laura Estrada, directora del plantel, felicitó a quienes concluyeron esta etapa formativa y felicitó a las familias. “La mejor herencia que podemos dejarles a hijos e hijas es educación y preparación, dos cosas con las que podrán salir adelante en la vida”.

También pidió que “siempre fueran empáticos, agradecidos con la vida y conscientes con las personas de su entorno que les ayudaron a alcanzar sus logros”.

Susana A. Preciado Jiménez, coordinadora general de Docencia, en representación del rector Christian Torres Ortiz Zermeño, destacó el esfuerzo, dedicación y perseverancia de las y los estudiantes a lo largo de su trayectoria escolar. “El certificado es la llave para otras oportunidades de la vida. La UdeC tiene 66 programas de nivel superior para que elijan y logren desempeñarse mejor”.

Giovanni Juárez Jacobo, de Bachillerato General, recordó en nombre de sus compañeros que comenzaron muchos, pero terminaron pocos, por lo que es un logro estar en la ceremonia y sentirse agradecidos. “Nuestras familias juegan un papel importante, son el sostén que nos apoyó en momentos de incertidumbre. Hoy nos toca prepararnos para los retos que nos esperan en el futuro”.

Julio César Fernández Mancilla, del bachillerato semiescolarizado, confesó con nostalgia que estos dos años marcaron un parteaguas en su vida. “El hecho de culminar una meta más nos impulsa a seguir demostrando que somos capaces de todo. Hoy sabemos que los sacrificios han valido la pena. Gracias UdeC por abrirnos las puertas, y gracias al Bachillerato 10, a docentes, personal administrativo y a la directora por el apoyo y guía, sin su esfuerzo y profesionalismo no estaríamos aquí”.

Para terminar, los invitó a ser personas que generen buenos hábitos para la sociedad: “A veces el mundo se vuelve complicado, se nos hace fácil la indiferencia y es ahí donde radica la importancia de ser empático con el prójimo”, comentó.

También estuvieron en la ceremonia Enrique Palomino en representación de Martín Robles, director general de Educación Media Superior; Eliud Calderón, en representación de Luis Enrique Zamorano, secretario general del SUTUC, y el estudiante José Manuel Rivera en representación de Camilo García, presidente de la FEC.

Comparte y dale me gusta