Laura Salazar Ochoa representante en Colima de la fundacion michou y Mau para niños quemados

Comparte y dale me gusta

SOBRE ÉPOCA DECEMBRINA Y JUEGOS PIROTÉCNICOS
Como fundación recomendamos a los papás que eviten que sus hijos jueguen con los fuegos artificiales, ya que realmente es mucho arriesgar la vida y la seguridad de nuestros hijos si permitimos que jueguen con pólvora.
Hay que tener muy claro que estos jueguitos es pólvora, es peligro, explosión, es fuego y podemos causar un daño permanente y hasta la pérdida de la vida de nuestros hijos.
Recomendamos tener mucha precaución para que se mantengan sanos y salvos y no se tenga ninguna consecuencia negativa que pueda afectar esta temporada.

SE HAN DADO CASOS EN COLIMA
Aquí en Colima no hemos tenido muchos casos, uno si tuvo que ser trasladado a Galveston, pero no por una quemadura muy amplia, pero si fue una quemadura pequeña y muy profunda debido a estos cohetitos, pero a nivel nacional si son muchos las emergencias que suceden debido a esto.
Es muy importante que hagamos conciencia, ya que no es un juguete, es pólvora.

PRINCIPALES DAÑOS?
Puede ser pérdida de los dedos por una explosión en las manos, pérdida de la vista, quemaduras profundas cuando guardan los cuetitos en la bolsa del pantalón o en las manos y hasta la pérdida de vida no tanto al momento de la explosión o el accidente, si no por las consecuencias que vienen después de una quemadura severa.
Tenemos que estar conscientes que este tipo de juegos es un riesgo.

ESTE ES EL MES QUE MÁS PROBLEMAS TIENE POR QUEMADURAS?
Así es, tanto por los cuetitos como por la preparación de alimentos ya que es época de reunión de muchas familias que se juntan, se preparan más alimento de lo normal, los niños debido a las vacaciones están más tiempo en casa a la hora de preparar los alimentos.
Si incrementa el incidente porque tenemos el descuido que los niños juegan en la cocina o andan corriendo cuando se preparan los alimentos o ponemos los alimentos calientes al alcance de los niños, todas estas actividades incrementan un poco.
Pido a los papás que platiquen con sus hijos sobre estas medidas, ellos entienden a la edad que tengan es indispensable que lo comenten, mostrarle las consecuencias para que los niños aprendan a no quemarse y tanto entre ellos como nosotros podemos hacer un equipo de prevención y evitar que en nuestra familia suceda una desgracia de este tipo.
Cualquier quemadura son lesiones que duran para siempre, una cicatriz de una quemadura no se borra, se puede disimular, se puede suavizar pero nunca se va a borrar, ni física ni emocionalmente, entonces evitar que nuetsros hijos sufran algo así.

Comparte y dale me gusta